Un negocio de oro: las tarjetas SIM antiguas de nuestros móviles

COMPARTIR

20MINUTOS

Tarjetas SIM

La cantidad de basura electrónica generada en un año se sitúa ya en las 50 millones de toneladas, según un reciente estudio publicado por la agencia Reuters, en el que se indica que solo el 20% se recicla. Esto significa que el 80% restante va a vertederos donde permanecen olvidados para siempre.

Entre las diferentes técnicas de reciclaje, hay una que se realiza con las antiguas tarjetas SIM para realizar la extracción del oro que contienen las mismas, tal y como recogen desde IFLScience!. En 2016 se desecharon más de 20.000 millones de dólares en oro, plata, cobre, platino y paladio en estos residuos electrónicos.

El oro de las SIM se extrae mediante el uso de técnicas de ultrasonidos o bien por cavitación. Según cuentan en Andro4All, lo que hay que hacer es cubrir la SIM con una capa muy fina de un compuesto tensoactivo, posteriormente con otro tipo de surfactante y, finalmente, meterla en agua. Este proceso ayuda a reducir la tensión en la superficie de la SIM para que, mediante ondas ultrasónicas, se creen burbujas que aumenten la presión y la temperatura.

Mediante este proceso, el oro que hay en las SIM se desprende y queda atrapado en las burbujas, que son recogidas. Se trata de un proceso que es muy caro y resulta muy poco contaminante respecto a procesos similares empleados con otros metales.