Los madrileños tienen que esperar una media de 47 días para operarse en la región

Un informe del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad señala que Madrid presenta uno de los mejores datos a nivel nacional.

COMPARTIR

El buen funcionamiento de la Sanidad es una de las mayores preocupaciones de los ciudadanos y uno de los datos que indican la buena o mala “salud” de nuestro sistema sanitario son las listas de espera quirúrgicas, es decir, el tiempo que un paciente tiene que esperar para que se le realice una operación.

La Comunidad de Madrid presenta uno de los mejores resultados de todo el país a nivel global en la Lista de Espera Quirúrgica, según establece un informe publicado por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad que hoy se ha conocido y que el consejero de Sanidad, Jesús Sánchez Martos ha desgranado durante su intervención en el Pleno de la Asamblea. Según este estudio, los datos para Madrid son bastante positivos ya que se sitúan por debajo de la media nacional tanto en números totales como en números relativos o procesos, junto a La Rioja y el País Vasco.

De acuerdo con el informe, la tasa de pacientes en lista de espera en Madrid está en 9,16 por cada mil habitantes, frente a los 20,43 de Andalucía, los 17,13 de Asturias o los 17 de Castilla-La Mancha. Además, las cifras de pacientes que deben esperar más de seis meses para ser operados también se sitúan en la región en una buena posición, con un 0,7% cuando en otras autonomías como la extremeña o la castellano-manchega se elevan hasta el 25% y el 22%, respectivamente.

El informe del Ministerio también muestra que el tiempo de espera global en la Comunidad de Madrid está en 47 días, mientras que en Extremadura asciende a 128 días de media, en Castilla-La Mancha a 147 y en Aragón a 85. A fecha de 31 de marzo, el número total de pacientes pendientes de intervención quirúrgica en lista de espera se situaba en 80.841 pacientes, 179 menos que en el mes anterior, y los de la Lista de Espera Estructural en 65.996, bajando 2,32 días respecto a febrero.

En esa fecha de corte, el número de pacientes en rechazo de derivación ascendía también a 10.656 pacientes, 556 menos que en febrero, con una demora de 145,78 días (10,13 menos que el mes anterior). Desde el Servicio Madrileño de Salud se sigue priorizando a aquellos pacientes que tras haber rechazado ser derivados a un centro alternativo llevaban más tiempo esperando, siguiendo el objetivo del Plan Integral de Mejoras de Lista de Espera Quirúrgica, que es el de lograr que los pacientes esperen el menor tiempo posible desde que se les incluye en la lista.

En este sentido, cabe destacar que se ha producido un cambio de tendencia fundamental en la estructura de la lista en cuanto al número de pacientes en espera estructural y los que se encuentran en espera tras rechazar la derivación a un centro alternativo, ya sean públicos de gestión directa o centros concertados, pero nunca a los concesionados.

23.112 PACIENTES MENOS EN ESPERA TRAS RECHAZAR DERIVACIÓN

Si a 31 de diciembre de 2015 había 1.691 pacientes esperando más de un año para ser intervenidos, a 31 de marzo de 2017 la cifra se ha reducido a 797. Además, mientras que los que esperaban tras rechazo a 31 de diciembre de 2015 eran el 42,51% del total, a 31 de marzo de 2017 son el 13,18%, 10.656 pacientes. En términos absolutos se ha conseguido una reducción de 23.112 pacientes en espera tras rechazar derivación.

También se han reducido drásticamente las derivaciones a centros privados concertados, internalizando la asistencia y realizando, solo en el mes de marzo, 1.700 intervenciones quirúrgicas en jornada extraordinaria. De esta forma, mientras la media de derivaciones a centros privados concertados se situaba entre los 30-40 pacientes, en marzo de 2017 ha sido de nueve.

La Lista de Espera Estructural, donde se incluye a los pacientes que menos tiempo deben esperar, ha registrado un incremento desde los 37.862 del año 2015 a los 65.996 de marzo de 2017, con demora media de 47,06 días. En este sentido, lo que sí se ha conseguido es reducir la espera media de forma muy significativa y se ha modificado la estructura y composición de la lista: antes eran más los pacientes que esperaban más tiempo y ahora son más los pacientes que esperan menos tiempo, con una reducción global de los días de espera del 27’8%.

Dejar una respuesta

cuatro × 5 =