Valdemoro suprime el servicio SER

El Ayuntamiento devolverá a los titulares de la tarjeta de residente que lo soliciten la parte correspondiente entre agosto y diciembre.

COMPARTIR

El alcalde de Valdemoro, Guillermo Gross, ha firmado el decreto de supresión de zonas de aparcamiento controlado, tras aprobar en Junta de Gobierno Local la resolución del contrato por el que la UTE Valdemoro Movilidad se hacía cargo del Servicio Público de Estacionamiento Regulado (SER).

Por tanto, a partir de mañana 14 de julio, todos los ciudadanos podrán aparcar libremente y sin restricciones de tiempo en todas las calles de la localidad. Además, aquellos titulare de la tarjeta de residente que lo soliciten recuperarán la parte proporcional de lo abonado, la que corresponde a los meses de agosto hasta diciembre.

La resolución del contrato se realiza por el incumplimiento de lo establecido en el pliego de condiciones del contrato que aglutina los servicios públicos de Estacionamiento Regulado en determinadas vías urbanas del municipio, de retirada de vehículos y de gestión de sanciones dentro del área SER. El documento con las cláusulas que establecen la relación entre el Consistorio y la unión temporal de empresas formada por Valoriza y Seys S.L. se firmó en agosto de 2012 y tenía una duración de 25 años por un canon anual de 370.049,88 euros.

El hecho de que la empresa no acondicionara la parcela destinada al depósito de la grúa, de que redujera a 15 los 44 controladores iniciales y que subcontratara los servicios de grúa y de gestión de sanciones han sido determinantes para que el Ayuntamiento denunciara el incumplimiento. Este se puso en marcha en la Junta de Gobierno Local del 22 de febrero de este mismo año y también fue ratificado por unanimidad en el Pleno.

Además, la cancelación de la relación mercantil entre el consistorio y la UTE está avalada por la Comisión Jurídica Asesora, un órgano consultivo de la Comunidad de Madrid que emitió un dictamen favorable a la disolución de la misma el pasado 29 de junio.

EFECTOS PARA LOS VECINOS

El efecto más inmediato para los vecinos y vecinas de Valdemoro es que ya no tendrán que pagar por estacionar en las calles de la localidad, es decir que el aparcamiento vuelve a ser libre. Los parquímetros quedan automáticamente fuera de servicio e irán desapareciendo de las calles de forma paulatina, al igual que la señalización vertical que delimita las zonas. En cuanto a las marcas horizontales, se repintarán de blanco en todas las plazas azules y verdes. Además, la oficina de gestión de sanciones del SER cerrará sus puertas.

Por otro lado, aquellos vecinos que sacaron a primeros de año la tarjeta de residente tienen derecho a la devolución del importe correspondiente al periodo de agosto a diciembre. Para recuperar ese dinero deberán solicitarlo al Ayuntamiento, a través de un formulario que se puede descargar desde la página web municipal y que deben entregar en cualquier oficina del Registro Municipal, acompañado de la tarjeta de residente y el justificante de ingreso de la tasa abonada.

En cuanto a las sanciones impuestas hasta ahora y que no hayan sido aún abonadas, serán gestionadas directamente por la Unidad de Sanciones del Consistorio.

Dejar una respuesta

diecinueve − quince =