Guillermo Hita: “Estamos para dos cosas, recuperar el equilibrio financiero y ofrecer unos servicios de calidad”

COMPARTIR

Con un Gobierno en minoría, el alcalde de Arganda del Rey, Guillermo Hita (PSOE), asume con “moderado optimismo” una legislatura marcada por el “consenso” y el “diálogo” con la oposición en tiempos donde no hay cabida para las mayorías absolutas. Dice que la clave del éxito es incorporar proyectos comunes por el bien de la ciudad ‘aparcando’ las siglas, y se muestra “orgulloso” tras sacar adelante los proyectos de presupuestos para 2016 y 2017 con un respaldo histórico. Tras dos años centrados en alcanzar la “estabilidad necesaria” para cuentas públicas toca, ahora, hablar de inversiones, con planes de asfaltado, obras en instalaciones deportivas o la renovación del tanatorio municipal, además de trabajar por una localidad “más amena, vistosa y participativa”. Este es el balance de sus 24 meses con ‘timón de mando’.

• Nuevas caras, nuevos partidos en la Corporación Municipal y un Gobierno en coalición con el apoyo de IU-CM Los Verdes. Con este panorama, ¿cómo está transcurriendo la legislatura?
Vivimos nuevos tiempos en la política y el cambio ha sido radical. Hemos pasado de tiempos donde primaban las mayorías absolutas y todo se hacía con el ordeno y mando del rodillo, a tener que negociar todo. Esto no sucede solo en Arganda del Rey. La situación se repite en muchos ayuntamientos. Las mayorías son, ahora, muy escasas. El diálogo y el consenso es fundamental, y es preciso el trabajo de puesta en común con el resto de partidos y, en este sentido, el balance aquí es muy favorable.

Somos un Ejecutivo en minoría, con solo ocho miembros, pero el día a día se desarrolla adecuadamente, y uno de los termómetros que tenemos llegar a esa conclusión son los presupuestos. La partida para abordar los ejercicios de 2016 como de 2017 han contado con 15 votos a favor, algo digno de mención porque han obtenido más respaldo que ningún otro en la historia del Consistorio. Eso quiere decir que algo estamos haciendo bien, que estamos llevando ese espíritu de acuerdo a las fuerzas políticas que apoyan críticamente a este Gobierno. Por este motivo me siento moderadamente optimista sobre cómo estamos haciendo nuestra labor de empeño común.

• ¿Y cómo se consigue?
Hay que tener mucha mano izquierda… y mucha mano derecha. Contamos con el apoyo de dos grupos: Ciudadanos (C’s) y la ‘marca blanca’ de Podemos. La fórmula es hablar con unos y con otros, mantener el equilibrio y yendo por el camino de en medio. En otros lugares no se ha conseguido, pero sí en Arganda. Estamos incorporando actuaciones a un proyecto común, sin líneas rojas, sin vetos mutuos excluyentes y admitiendo las propuestas que son de otros. Aquí estábamos acostumbrados a ver cómo se tumbaban ciertas medidas porque eran de otros. El PP, cuando gobernaba, no miraba nuestros proyectos. Decía ‘no’ porque venían de PSOE o de IU. Sin embargo, yo tengo otro criterio. No voy a votar contra la moción de alguien por sus siglas o su color. Y eso une. Nosotros tenemos en cuenta el contenido, qué implica y qué tiene dentro, y no quién las presenta. La sociedad argandeña está tranquila, no hay fricciones importantes que pongan nerviosa a la ciudadanía. Este Ejecutivo que, aparentemente, nació cojo y desequilibrado, llega con un apoyo sustancial en los presupuestos.

• Han pasado doce años desde el último Ejecutivo con tinte socialista. ¿Qué han encontrado cuando llegaron a la Alcaldía? ¿Cómo estaba la administración hace dos años, cuando el PP abandonó el ‘timón de mando’, y cómo está ahora?
El cambio de Gobierno supuso un punto de inflexión muy importante porque la línea económico-financiera iba en declive. Estábamos en quiebra técnica, tanto el Ayuntamiento como la Empresa de Servicios Municipales de Arganda (ESMAR). Tuvimos que instar al concurso de acreedores nada más llegar a la Alcaldía. No fue una decisión política, sino técnica. ESMAR estaba en insolvencia y se hubieran hecho cargo terceros de no haber actuado en esta línea. Las consecuencias hubieran sido peores. Nos encontramos con una deuda tremenda porque, además de los 110 millones de euros con los bancos, encontramos un montón de proveedores y otras administraciones en la misma situación que elevaban la cifra hasta los 156 millones de euros. Teníamos impagos de dos veces el presupuesto municipal. Es una barbaridad.

“Lo primero que hicimos fue dar estabilidad a esta nave, porque para navegar, es importante conseguir que no se hunda”.

Así las cosas, lo primero que hicimos fue dar estabilidad a la nave, porque para navegar, tenemos que conseguir que no se hunda. Ese ha sido nuestro empeño de estos dos años, desarrollar proyectos pero, también, mantenerla a flote. A día de hoy, podemos decir que el Ayuntamiento de Arganda del Rey está equilibrado. Todavía tenemos una gran deuda, como es lógico, pero ESMAR está saneada. Tiene deuda, sí, pero hemos logrado salir del concurso de acreedores y en el año 2016 obtuvimos, incluso, beneficios. Una empresa municipal no está para obtener beneficios, pero tampoco para dar pérdidas. Y todo ello, además, mejorando los servicios que se prestan a los vecinos. Estamos para dos cosas en esta legislatura: recuperar ese equilibrio y ofrecer unos servicios públicos de calidad, aumentando su nivel, y eso ha cambiado con respecto al Ejecutivos pasados.

• Por lo tanto, alcalde, ¿balance positivo de estos 24 meses de gestión socialista? ¿qué otros objetivos han cumplido?
La valoración es positiva, pero sin triunfalismos. Quedan muchísimas cosas que hacer. Muchísimas, insisto. Estamos en el buen camino, eso sí. Con el presupuesto de 2017 cambia el panorama por completo. Recuperamos la inversión, que se multiplica por cinco con respecto a etapas anteriores, y vamos a empezar a ver proyectos que cambiarán esta ciudad. Tenemos actuaciones en el ámbito deportivo, como es el cubrimiento de una piscina para hacerla útil en el invierno o la construcción de un nuevo Tanatorio Municipal y la ampliación del cementerio, porque estamos sufriendo unas instalaciones tercermundistas.

Además, tenemos una cuantía destacada para el asfaltado de las calles, que presentan un estado de abandono. Por otro lado, pensamos, también, en construir una localidad más vistosa, participativa y amena. Estamos involucrados en cambiar su fisionomía y en traer nuevo colorido, que la gente pueda estar más en la calle. En fin, una Arganda renovada, del siglo XXI.

• ¿Cuáles diría que son las señas de identidad de su Ejecutivo?
La proximidad a las personas y a sus problemas. Los problemas hay que afrontarlos desde la óptica del que los sufre, desde la óptica del ciudadano, y no desde el ámbito administrativo. Nosotros trabajamos de otra manera, y miramos desde el punto de vista de los vecinos.

• Uno de los objetivos de los presupuestos es el plan de asfaltado. ¿Qué otras medidas llevarán a cabo en mejora y mantenimiento de barrios?
En los presupuestos volvemos a tener inversión y planes de reposición relacionados con el asfaltado de las calles, con la actuación en algunos jardines o con renovación de mobiliario público. También estamos empeñados en la limpieza, pero hemos encontrado un contrato que experimento un recorte del 20% en tiempos de crisis y, ahora, la Ley nos impide adaptarlo a los nuevos tiempos. No hemos podido incrementar ese 20% que se perdió, y tendremos que dar continuidad a ese contrato hasta 2020. Entonces, y si el pueblo nos pone otra vez aquí, sacaremos nuevos pliegos de condiciones de limpieza viaria y de recogida de residuos que se ajusten a las necesidades de Arganda  conseguir una ciudad como queremos, limpia y habitable.

• ¿Qué obras de mantenimiento están acometiendo en los colegios en este periodo vacacional?
Tenemos dificultades porque nuestros colegios públicos tienen una antigüedad considerable. Los últimos que se construyeron  fueron el San Juan, que ocupaba las instalaciones de otro anterior; y el Benito Pérez Galdós, que fue el penúltimo. Pero hay otros que superan los 50 años, como el Carretas. Eso exige unos esfuerzos de mantenimiento muy importantes. En esta materia queremos lograr el apoyo de la Comunidad de Madrid a través de un plan de inversión común entre administraciones que ponga en servicio útil estas instalaciones educativas y, en contrario, reclamaremos que invierta en nuevos, que los necesitamos.

• Área también importante es el empleo y, aunque el Ayuntamiento tiene competencias limitadas en este aspecto, ¿qué políticas ponen en marcha para potenciar la creación de empleo?
La mal llamada Ley de Racionalización nos ha quitado importantes competencias que parecerían lógicas en el Ayuntamiento. Una de ellas es el empleo y el fomento de la actividad económica. Desde la Administración local acometemos actuaciones paralelas relacionadas con la publicidad y la promoción. Hacemos lo que podemos y destinamos un montante destacado. Ojalá pudiéramos ir más allá.

“Este Ejecutivo que, aparentemente, nació cojo y desequilibrado, llega con un apoyo sustancial en los presupuestos”.

En nuestro caso, contamos con un municipio de pujanza industrial y podríamos emprender medidas con resultados si esas competencias no estuvieran vetadas. La normativa, muy a mi pesar, nos impide intervenir en el ámbito de la actividad económica y de otros, como servicios sociales o mecanismos en defensa de los derechos de la Mujer.

• Esa actividad de promoción y publicidad se traduce la Ruta de la Cuchara y de la Tapa, o campañas de rebajas y de fomento de las compras locales. ¿Qué puede contarnos al respecto?
Esta es una de nuestras principales acciones. Fomentamos que se compre aquí, que se consuma en la hostelería de Arganda del Rey, que es muy atractiva y nos trae muchas visitas que repercute en el turismo. Estas son las políticas que estamos haciendo junto con ASEARCO, la asociación de empresarios, para impulsar nuestro comercio y nuestra gastronomía.

• El verano ya está aquí. ¿Qué oferta de ocio tiene Arganda del Rey para estos meses?
Queremos un verano activo, que los vecinos estén cómodos. Así, abrimos nuestras piscinas tras haber realizado algunas obras de mejora, sobre todo en La Poveda, relacionadas con la instalación sombras y buscando la comodidad del usuario. En el ámbito cultural, nuestros vecinos se pueden quedar en Arganda porque tenemos propuestas de ocio para las noches de verano con un ciclo de cine en la calle, para el disfrute cuando el calor se relaje. Además, tenemos talleres culturales y deportivos para que los niños estén atendidos en las mañanas y tardes, con opción de comedor, para conciliar vida familiar y laboral.

• Acaban de pasar las Fiestas de La Poveda en honor a la Virgen del Carmen, y ya ‘calientan motores’ para las Patronales de septiembre. ¿Qué puede adelantarnos al respecto?
Acabamos de vivir las Fiestas del Carmen y hemos contado con alguna novedad. La concejala se reunió con los vecinos conocer su opinión e incluir sus demandas en la programación. La Poveda y sus fiestas son muy importantes y han sido, como siempre, unos días entrañables. Un año más, he querido estar allí, porque disfruto de las mismas. Y con respecto a las Patronales estamos trabajando a todo ritmo para tenerlas listas a comienzos de septiembre.

• Y no faltarán los ‘platos fuertes’ habituales… toros y conciertos. Ya está confirmada la actuación de ‘Siempre Así’. ¿Algún nombre más?
Será una oferta amplia y de calidad, con propuestas culturales y de disfrute, y con un programa taurino que tiene larga tradición en Arganda. Contaremos con un amplio abanico para que nadie quede descontento y todo el mundo pueda tener sus demandas cumplidas. ‘Siempre así’ estará con nosotros el día del pregón, un grupo ideal para el disfrute en familia en la Plaza de la Constitución.

• A nivel demandas a la Comunidad de Madrid, reclama el tercer carril a la A-3, ¿qué otras exigencias traslada al Gobierno regional?
El Sureste es una zona abandonada. Estamos involucrados, con Rivas Vaciamadrid, en un proyecto común para conseguir que el Sureste esté más atendido. En ese sentido, constituimos una asociación de municipios que está en vía muerta por cuestión de mal entendimiento por parte de la comunidad autónoma y no se nos dejó seguir adelante, no se nos reconoció como interlocutores. Nosotros vamos a seguir reclamando para el Sureste el sitio que merece. Y, en este sentido, pedí a Cristina Cifuentes que nos apoyase en la constitución de un tercer carril en la A3.

“Los problemas deben afrontarse desde la óptica del que los sufre, y no desde la Administración”.

Este proyecto no es nuevo, no me lo inventé yo. Este proyecto está muerto desde los inicios de la crisis e iba a entrar en los presupuestos generales del Estado e, incluso, estaba redactado con tres carriles y plataforma de transporte público incluida. Pero terminó en un cajón con la situación económica. Ahora que, según algunos, comienzan a diluirse esa crisis, parece que hay intención de ampliar otras carreteras como la A1 y la A5, pero no oigo nada de la A3 y me gustaría que aquí también se interviniera. La presidenta se comprometió a respaldar esta actuación con respecto a Fomento y así lo vamos a hacer, porque no solo mejora la accesibilidad para Rivas y para Arganda, sino que supone una arteria para todo el Sureste en cuanto a comunicación y servirá para convertir la zona en un área perfecta para una plataforma logística que conecte Madrid con la zona de Levante.

• También toca hablar de momentos críticos y, quizá, uno de los ‘tragos más amargos’ sea el incendio de Requimsa. ¿Ha sido ese el peor de los vividos en estos dos años?
Ha sido, sin duda, uno de los más complicados, junto a otros como episodios de violencia de género o accidentes. No hubo afectación a personas, salvo tres heridos graves y otros 35 de leve consideración, pero no tuvimos fallecidos. Este grave percance ha hecho que el Ayuntamiento trabaje con ahínco para superar una crisis que ha tocado de lleno a las empresas. Casi todo el polígono El Guijar se vio afectado y muchos negocios no han recuperado su actividad.

“Estamos involucrados por una Arganda renovada, del siglo XXI”.

Esta Administración tomó las riendas desde el primer momento para descontaminar la zona y, ahora, hay que seguir con la reconstrucción de sus industrias y de sus equipamientos, para recuperar la pulsión de ese polígono tan pujante, que ahora no lo es, y que está dando sustento a muchas familias de la ciudad.

• ¿De qué manera colabora el Ayuntamiento?
Lo primero que hicimos fue empujar a la descontaminación y a la reconstrucción con el desamiantado. Actualmente, estamos buscando subvenciones y créditos con los afectados para esas remodelaciones, y diseñamos una líneas de crédito con Avalmadrid para que puedan acceder a los mismos hasta que sean indemnizados por los seguros de responsabilidad civil. Nos hemos ofrecido de puente ante cualquier demanda de los afectados y estamos a su entera disposición.

 

MÁS PERSONAL… ASÍ ES GUILLERMO HITA
“Los argandeños son gente muy amable y trabajadora”

Este físico de formación, que cursó sus estudios en la UNED y, desde hace dos años ostenta el cargo de alcalde de Arganda del Rey bajo las siglas socialistas se reconoce como una persona “con vocación pública”, y no en vano es funcionario de carrera desde hace 30 años. Pero más allá de la esfera política o profesional, Guillermo Hita dice ser un vecino “enamorado” de su ciudad, por la que siente “pasión”, y tiene en mente un objetivo, “ver cómo mejora y crece”. Acaba de cumplir los 51 años, está casado y tiene un hijo. Habla, echando la vista atrás, de su bisabuelo, que fue peón de carreteras. También su abuelo materno. “Ambos cuidaron estas vías que han contribuido al desarrollo de la zona”, reconoce orgulloso.
Arganda de Rey es…
La ciudad pujante del Sureste de Madrid, que da empleo al municipio y a todos los del ámbito.
Y sus vecinos…
Gente muy trabajadora y amable, muy industriosa, que han sabido llevar a Arganda desde el pueblo que fue en los años 70 y 80, al municipio de más de 60.000 que tenemos hoy. Eso ha sido posible gracias a su esfuerzo y a su laboriosidad.
¿Quién es Guillermo Hita?
Es un vecino que, ahora, es alcalde. Es un vecino que lo fue y es un vecino que lo será cuando deje este cargo y, por este motivo, aquí manda la óptica ciudadana, aquí tratamos los problemas desde la calle, no desde la Administración.
Su ‘rincón’ favorito de Arganda de Rey…
La Casa del Rey, porque es un emblema de la ciudad y de su historia y da nombre a la ciudad.
¿Admira a…?
A la gente que se dedica a trabajar para sacar adelante a sus familias y a su entorno, que dedica su vida a seguir mejorando la suya y demás.

Dejar una respuesta

20 + 16 =