Garzón pide a Iglesias revisar la confluencia ante el «desgaste» de Podemos

COMPARTIR

Alberto Garzón ha decidido dar un ultimátum a su socio preferente en la coalición Unidos Podemos. El líder de Izquierda Unida da un plazo de tres meses al partido de Pablo Iglesias para que aclare los términos de la alianza que comparten desde las elecciones de 2016 con la mirada puesta en los procesos electorales autonómicos y municipales que se celebrarán en 2019. Es por ello que de cara al año pre electoral el partido quiere revisar la coalición y poner énfasis en los errores que ven que se han cometido desde que se oficializó el pacto.

Como adelantó LA RAZÓN en su edición en papel de hoy, la Ejecutiva de IU prepara un informe crítico que expondrá este sábado en la reunión de la Coordinadora Federal de IU -máximo órgano ejecutivo de la dirección- en el que además de abordar la relación con Podemos, hace un balance sobre la situación económica y los resultados de las elecciones catalanas del pasado mes de diciembre.

Con este informe, el líder de IU exige a Podemos una visibilidad “más justa” en la confluencia. De hecho no es la primera vez que el partido de Garzón hace públicas sus quejas a la formación de Pablo Iglesias para lograr dentro del grupo confederal en el Congreso que su trabajo no se difumine y no se asigne a los morados el trabajo que realiza IU.

Según el borrador del informe, al que ha tenido acceso este periódico, tras un análisis de IU sobre la intención de voto desde julio de 2016, se consolida la tendencia descendente del espacio político de Unidos Podemos. Unos datos que desde IU se ven de manera preocupante ya que según constatan “los porcentajes de fidelidad a Unidos Podemos han descendido hasta situarse como los peores de todas las grandes fuerzas”.

Por ello desde IU, conscientes de la “obligación de reaccionar para revertir esta tendencia” avisan a su socio electoral de que de cara las elecciones municipales y autonómicas deben revisarse las alianzas para “iniciar el año previo a las elecciones con un horizonte claro y bien definido”, ante el “preocupante desgaste de nuestro aliado”.

Así, desde la formación de Garzón urgen a Iglesias a reformular los términos de la alianza electoral con el objetivo de que IU gane más peso. El ultimátum se sitúa en dar tres meses a Podemos para que la situación cambie, es decir hasta Semana Santa. En este periodo se debería replantear los nuevos términos en los que podría cerrarse una nueva confluencia para las próximas elecciones, ya que IU no quiere repetir la misma experiencia y los mismos resultados que en las anteriores elecciones. Aunque desde IU precisan que su partido tiene intención de volver a fraguar la alianza, pero atendiendo a los cambios que se exigen en el informe.

Desde IU ven necesario consideran “necesario hacer un llamamiento abierto a la confluencia que implique la construcción de espacios ricos y vivos y desde la radicalidad democrática”. Precisan también que “hay que aprender de los dos años y medio que se han cumplido en muchas experiencias municipalistas”.

Por otro lado, valoran que este espacio político “ha mantenido una posición política correcta y adecuada durante la campaña electoral” catalana y tildan al candidato de En Comú Podemos, Xavier Domènech, como “excelente”, “acentuando el conflicto de clase y la cuestión social”. Pero, advierten, “el cambio de acento se ha producido demasiado tarde y sin la existencia de un relato homogéneo mantenido en el tiempo”.

En el informe, Garzón muestra preocupación por la situación del partido de Iglesias, ya que según las encuestas del Centro de investigaciones Sociológicas (CIS) la “simpatía” de la sociedad hacia sus socios “ha descendido de forma significativa en los dos últimos años, mientras que la de IU se ha mantenido estable en niveles más bajos”. Así en el informe se argumenta que aunque “este no es un indicador de cómo se distribuirían los apoyos en una hipotética competición electoral” sí “refleja un cierto y preocupante desgaste de nuestro aliado”.

Dejar una respuesta

siete − 1 =