Torrent aplaza el Pleno y JxCAT y la CUP amenazan con la desobediencia

COMPARTIR

El presidente del Parlament, Roger Torrent, ha enviado este martes una carta a los grupos de la Cámara en la que les comunica oficialmente el aplazamiento del pleno de investidura.

En la misiva, a la que ha tenido acceso Europa Press, expone que decide aplazar el pleno atendiendo “a la petición de amparo” que este lunes le formuló el candidato a la Presidencia de la Generalitat, Carles Puigdemont.

También alega un segundo motivo: “No se dan las condiciones para asegurar una sesión de investidura efectiva, ni las garantías para el ejercicio pleno y libre de los derechos políticos del candidato”.

Torrent concluye que el aplazamiento se mantendrá hasta que se cumplan “las garantías democráticas y se pueda llevar a cabo una investidura plenamente válida”, sin fijar ninguna fecha aproximada.

Grupos como JxCat habían mostrado su enfado porque no se les había comunicado formalmente el aplazamiento, y ahora ya tienen esta comunicación formal.

De hecho, la portavoz de JxCat en el Parlament, Elsa Artadi, ha defendido que el pleno de investidura se celebre este mismo martes, como estaba previsto antes de aplazarlo: “Estaremos aquí toda la tarde, estaremos todo el rato que sea necesario”.

“Si el pleno tiene que ser más tarde, hagámoslo más tarde. Estamos aquí, tenemos los votos y estamos todos dispuestos a investir y dar nuestra confianza a Carles Puigdemont“, ha recalcado en rueda de prensa junto con el portavoz adjunto del grupo, Eduard Pujol.

Pese a agradecer la firmeza del presidente del Parlament, Roger Torrent, al defender que Puigdemont es el único candidato a presidir la Generalitat, ha lamentado que anunciara su decisión de posponer el pleno y que no se les hubiera comunicado antes.

Por su parte, el portavoz parlamentario de la CUP, Carles Riera, ha emplazado hoy al presidente de la Cámara, Roger Torrent, a que “rectifique”, “enmiende el error” y mantenga el pleno de investidura para esta tarde, al tiempo que ha apostado por “desobedecer” al Tribunal Constitucional (TC) “si es necesario”.

Así ha reaccionado la CUP -cuyos cuatro diputados son esenciales para investir a un presidente de la Generalitat independentista- después de que Torrent haya anunciado que el pleno de investidura del candidato de Junts per Catalunya (JxCat), Carles Puigdemont, queda aplazado hasta que pueda celebrarse con “garantías”.

“Sólo con desobediencia y unilateralidad democrática podremos materializar la República. El primer envite es la investidura de Puigdemont”, ha afirmado Riera en rueda de prensa en el Parlament.

Riera ha pedido que sea “la autoorganización popular” quien lidere el proceso soberanista “tal y como ocurrió el 1 de octubre”, porque a su juicio es la única manera de que avance.

Cuando son las instituciones quienes lo lideran, el proceso independentista se “atasca”, ha afirmado Riera, que ha explicado que los cuatro diputados de la CUP “ocuparán sus escaños a las 15 horas”, hora prevista inicialmente para el inicio del pleno, tal y como se “comprometieron” para que Puigdemont “sea el candidato a la investidura como presidente de la República”.


Dejar una respuesta

15 − 12 =