Un conductor ebrio usa el alcoholímetro como trompeta

COMPARTIR

Un joven de 27 años fue detenido pasadas las tres de la madrugada por agentes de la Policía Local del municipio de Castelleja de la Cuesta, Sevilla, al estrellar su coche contra un bolardo y no poder sacarlo dado el estado de embriaguez en el que se encontraba. Pero lo mas alarmante de la situación, y a la vez cómico, fue lo que hizo el sujeto con el alcoholímetro, informa Exclusivadigital.com.

Creyendo que era una trompeta, tocó la marcha ‘Las tres caídas’ como si fuese Semana Santa antes de dar positivo en el control de alcoholemia. Esta semana tendrá que comparecer en los Juzgados.